El proceso de coaching consiste en 4 fases:

  1. Fase de apertura y análisis de la situación o reflexión
  2. Fase de identificación del objetivo o meta, generación de contexto y descubrimiento
  3. Fase del plan de acción
  4. Fase de cierre, hábito y seguimiento


Dentro de cada una de las fases se establecen los tiempos de cada sesión de coaching: establecer el objetivo de la sesión, análisis de la realidad, posibles alternativas y plan de acción.


El número de sesiones en cada persona varía dependiendo del ámbito que se necesite trabajar y la frecuencia de las sesiones vendrá marcada por la persona.



Más información.

Publicado: 12 de Abril de 2016 a las 11:32